El fin y el inicio del año es conocido como el momento de renovar las energías en todos los sentidos. Es cuando hacemos esa gigantesca lista de promesas para el próximo año, cuando decidimos borrar dejar atrás las cosas malas que sucedieron, cuando decidimos iniciar una dieta o un proyecto, en fin, es tiempo de cambios.

En medio de eso, muchas personas aprovechan el descanso o hasta sus vacaciones para hacer también una limpieza digital, pero ¿por qué es esto importante?

De acuerdo con varios estudios, el uso constante de pantallas, principalmente para navegar por aplicaciones de redes sociales, ha causado serios problemas en la salud mental de la gente.

Un estudio realizado por la institución de salud pública del Reino Unido, la Royal Society for Public Health (RSPH), en sociedad con el Movimiento de Salud Joven, destacó que las redes sociales provocan efectos positivos o negativos en la salud humana, dependiendo de cómo son utilizados.

El resultado de la investigación destaca que el compartir fotos por Instagram impacta negativamente en el sueño, en la autoimagen y aumenta el miedo de los jóvenes de no tener la misma vida “perfecta” que los bloggers e influencers tienen en las redes.

También mostro que para cerca del 70% de los jóvenes la red social Instagram hizo que se sintieran peor con respecto a su propia imagen. Esto se refleja en una baja autoestima y también puede acarrear el desarrollo de trastornos mentales. Sin mencionar que el uso excesivo de pantallas dificulta el sueño, genera ansiedad y hasta puede llevar a la depresión.

Una rutina conectada

Para tener una idea, las personas pasan más de la mitad de sus vidas conectadas – conforme muestra un levantamiento de la empresa NordVPN sobre los hábitos digitales de los brasileños. Según el estudio, los internautas pasan más de 41 años en Internet, lo que equivale al 54% del tiempo de vida promedio de la población.

Hora de la limpieza

Pese a suponer un peligro real para nuestra salud, muchas personas simplemente no pueden “desconectarse”, pues usan las redes para trabajar, como es el caso de los periodistas que consumimos y compartimos noticias también a través de redes sociales como Facebook, Instagram y WhatsApp.

En ese caso, por más que no sea posible estar 100% offline, es importante disciplinarse para reducir el uso de las pantallas o incluso utilizarlas solo cuando sea necesario, principalmente si sientes que ese consumo excesivo te está haciendo mal.

Ya tuve la experiencia de desconectarme por un período de tiempo de las redes sociales y puedo decir que fue transformador y necesario. Sin embargo, ya hace algunos años que no realizado ese detox radical de desactivar las redes sociales, lo que hago es reducir el tiempo que paso frente al celular consumiendo contenidos de dichas redes y utilizándolo solo cuando es necesario.

Detox Digital

Si sientes que no puedes estar muchas horas lejos de las redes sociales, es porque estás inserto en un vicio que dentro de poco podría causarte serios problemas de salud. Así que es consejo es: busca el equilibrio, recuerda que todo en exceso hace mal. Aprovecha las vacaciones de fin de año para hacer una experiencia de detox digital, seguro que te hará bien.

Si no sabes qué hacer para llenar el tiempo que usas frente al celular, te sugiero leer un libro, caminar o hasta meditar, pues son actividades que ayudan al cerebro a reducir la producción de las hormonas que causan la relajación de la mente.

Espaço Institucional.

Formada em Jornalismo na UDC e pós-graduada em Relações Internacionais Contemporâneas na Unila, atualmente é jornalista da 100fronteiras e recentemente conquistou pela 100fronteiras o primeiro lugar no 1º Prêmio Faciap de Jornalismo.

Comentários

Deixe a sua opinião